Buscar
  • Nadia Yépez

Tendencias educativas para el futuro de los niños

Facebook Live ofrecido en la Plataforma de contenido digital eHomeKids.com el 10/Agosto/2021para seguir apoyando a maestras interesadas en el desarrollo de niñas y niñas de la Primera Infancia en la Educación semipresencial o híbrida. (Mag. Nadia Yépez)



Recordemos que cada uno de nosotros somos personas únicas, valiosas y diferentes, por lo que se debe enseñar y aprender de manera personalizada, donde se respete el propio ritmo del estudiante, y que, desde sus propias habilidades, se potencien las mismas. También propiciemos aulas inteligentes o espacios que favorezcan el uso de las tecnologías pues estas son herramientas del siglo XXI que aprenden a usarlas de manera natural.


Las 4 tendencias sugeridas para ser desarrolladas con los niños y niñas de pre-escolar o el nivel inicial (3 a 5 años) son las siguientes:


Aprender a convivir implica haber desarrollado habilidades sociales que permitan a los niños y niñas menores poder relacionarse, es decir interactuar regulando emociones, demostrando reglas de convivencia y de respeto como pedir por favor, decir gracias, hablar y escuchar respetando turnos,…. Y esto lo demostrarán en sus relaciones familiares, en la escuela y posteriormente en el trabajo.


Es importante conocerlas y practicarlas para desarrollarlas desde temprana edad, encontrando entre ellas el trabajar en equipo, expresar nuestras opiniones, pensamientos o deseos respetando la sana convivencia.


Si propiciamos en el retorno a clases momentos y espacios de juego libre y espontáneo, y también actividades que permitan la autorregulación como la lectura de cuentos, estaremos ayudando a desarrollar habilidades sociales desde temprana edad a nuestros niños.


Con estas actividades también se favorece la autoestima, autovaloración, seguridad, bienestar común y respeto. Y en relación con el otro, enseñarles a tratar con cariño y respeto, haciendo valer sus derechos y conociendo sus deberes.


Si lo vemos desde las neurociencias, que es la disciplina que estudia el cerebro, veremos que la adaptación social ha sido desde épocas históricas parte del desarrollo evolutivo. Esto quiere decir que nos hemos ido formando para convivir en sociedad. Desde la época de las cavernas, el ser humano se ha desarrollado buscando el bienestar común y colaborando en acciones comunes. Por eso mencionamos que la relación con los demás es el éxito para la adaptación social.


La segunda tendencia educativa es que ayudemos a que nuestros pequeños puedan identificar sus emociones para así poder regularlas; es decir, educar las emociones.


Las emociones primarias o básicas alegría, tristeza, ira, miedo y sorpresa. Las emociones forman parte de nuestra vida diaria, por eso definen la toma de decisiones, la relación con los demás y el actuar particular. Si observamos las reacciones de nuestros niños y niñas en el juego, entonces podremos intervenir respetuosamente con preguntas para poder favorecer la comprensión de la actuación y así que ellos se den cuenta si les agradó o no su reacción y también si la actuación fue la más adecuada.


La regulación emocional es la habilidad de conocer las propias emociones y de las demás personas así como la capacidad para regularlas.


Si desde pequeños favorecemos la educación de las emociones con espacios de juego (nuevamente) donde los pequeños puedan expresarse y controlar sus impulsos, entonces los ayudaremos a que mejoren sus reacciones frente a los retos y así tolerar las frustraciones.


Las neurociencias nos han demostrado que debemos hablar de un cerebro afectivo y cognitivo, pues gracias a los avances científicos, podemos afirmar que las emociones juegan un rol fundamental en nuestra vida, y muy en especial en los aprendizajes. Con afecto, ternura, sorpresa se aprende fácilmente.


Para Fuentes y Torbay, la creatividad es indispensable tanto para el desarrollo personal, como para el aprendizaje de aspectos sociales, motores, cognitivos y el éxito profesional futuro; por eso la consideramos como la tercer tendencia educativa.


El desarrollo de estas habilidades se complementa con el hecho de reconocer que en esta época en donde todo cambia de forma tan vertiginosa, la creatividad es fundamental para el desarrollo de la persona al favorecer su capacidad creativa para responder a las necesidades individuales y sociales.


Sino veamos cómo nosotros, las familias, los niños con la tecnología y las tareas de colaboración en casa, así como la creación de juegos nuevos nos han permitido sacar a luz nuestra creatividad y seguir aprendiendo y adaptándonos alas circunstancias, desde la más pequeña hasta la más grande-.


En estos tiempos modernos, se requiere de personas creativas e imaginativas, que puedan idear elementos, herramientas, procesos y otros que no existen, y por lo tanto, puedan resolver un problema o una necesidad colectiva, otorgando una mayor apertura hacia lo nuevo en favor de la sociedad en que se desenvuelve.


Para las neurociencias, La creatividad es la capacidad superior que promueve, crea y conserva la cultura. Implica también el más alto proceso cognitivo, pues requiere de información, razonamiento, resolución de problemas y otros que deban considerarse para poder crear algo nuevo y diferente.



La última tendencia educativa para el futuro de los niños es el uso de las tecnologías… recuerden.. Ellos son nativos digitales pero deben aprender a usarlas.


La revolución tecnológica que vivimos, ha permitido llamar a los niños nativos digitales, y esto significa que nacieron en un mundo donde estamos conectados para realizar tareas que antes no las habíamos imaginado.


El ser nativos digitales implica que se nació en una época en donde usar tecnologías favorece el aprendizaje, al ser un hecho de la cotidianeidad.


Es decir, se usa el internet y diferentes dispositivos tecnológicos para realizar transferencias bancarias, compras en línea, comunicaciones, estudio, consultas médicas, trabajo en casa, etc.


No perdamos de vista que cada uno de nosotros somos personas únicas, valiosas y diferentes, por lo que enseñar y aprender de manera personalizada, donde se respete el propio ritmo de tu hijo o estudiante, y que, desde sus propias habilidades, se potencien las mismas. También propiciemos aulas inteligentes o espacios que favorezcan el uso de las tecnologías


Estas tendencias educativas para el futuro podrán ayudar a que desde la familia y la escuela, podamos trabajar juntos hacia la formación del bienestar emocional, personal y social de los niños en temprana edad.



El futuro no se define como el tiempo en unos 50 ó 100 años, todo es relativo; y el futuro, en el estricto de la palabra, es el tiempo que sigue y este es el mañana.


Así que cuánto más rápido y mejor ayudemos a nuestros niños y niñas en la escuela y desde edades tempranas, estaremos favoreciendo su adap´tación y preparación para su futuro.


Como hemos mencionado en las cuadro tendencias, promovamos diálogos, espacios de juego, confianza, libertad y amor en nuestras aulas, así como identificar el centro educativo que favorezca estas tendencias educativas para el futuro. Recuerda finalmente que en todos estos entornos sociales se requiere un cerebro emocional, social, creativo y cognitivo.


________________________________

Pueden revisar la grabación en el siguiente link: https://www.facebook.com/Ehomekids/videos/573303707414306

33 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo